La senadora del PAN, Alejandra Noemí Reynoso Sánchez, propuso incluir a las remesas como una fuente para el financiamiento en la compra o remodelación de vivienda.

La Ley de Vivienda, únicamente contempla otorgar créditos, siempre y cuando los recursos para provengan del crédito, ahorro, subsidio y otras aportaciones.

Así que se busca que las autoridades generen políticas y programas que faciliten e incentiven el otorgamiento de créditos destinados a las distintas modalidades de vivienda, especialmente a la población de ingresos medios y bajos.

De acuerdo con estimaciones del Centro de Estudios Monetarios Latinoamericanos (Cemla), el ingreso por remesas podría ser entre 30.2 y 30.4 mil millones de dólares al término de 2018 (567 mil 328 millones 800 pesos, aproximadamente).

 

Lo anterior representaría un aumento de entre cinco y seis por ciento respecto a 2017, de acuerdo con estimaciones del Cemla.

La senadora refirió que el mismo estudio precisa que 1.7 millones de hogares mexicanos reciben dólares por parte de algún familiar o conocido que labora en Estados Unidos.

La principal actividad en la que trabajan los emigrantes mexicanos es la industria de la construcción, pues el 24 por ciento de los trabajadores encuestados por el Cemla manifestaron laborar en dicho sector.

El área de la construcción junto a actividades relacionadas con el campo, choferes, jardinería y fábricas, absorben el 60 por ciento de los trabajos que realizan los mexicanos en Estados Unidos.

El proyecto de decreto por el que se reforman los artículos 47, 59, 65 y 87 de la Ley de Vivienda, se turnó a las comisiones unidas de Desarrollo Urbano, Ordenamiento Territorial y Vivienda, y de Estudios Legislativos, Primera.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here