Aunque los mexicanos continúan siendo la mayoría entre los inmigrantes en Houston, Texas, su número disminuyó entre 2016 y 2017.

Un reporte del Instituto de Política de Migración (MPI, por sus siglas en inglés) señala que la población nacida en México que reside en dicha ciudad estadounidense aumentó a un ritmo de 2 por ciento anual entre 2010 y 2016, pero retrocedió 4 por ciento entre ese año y 2017, para ubicarse en 612 mil.

De acuerdo con un perfil de la población inmigrante, las comunidades que tuvieron mayor crecimiento entre 2010 y 2016 fueron las de Cuba y y Venezuela, al registra cada una un aumento de más de 200 por ciento.

Según el MPI, la zona metropolitana de Houston es una de las áreas de Estados Unidos que más rápido crece y más se diversifica, pues en siete años pasó de tener 6 millones de residentes a casi 7 millones de habitantes.

De ellos, estima que 506 mil habitantes carecen de documentos legales y la mayoría procede principalmente de México, El Salvador, Guatemala y Honduras.

Por otra parte, el Instituto advierte que la política migratoria de la Administración del Presidente Donald Trump ha afectado al área metropolitana de la ciudad más poblada de Texas.

Expone que desde que el magnate asumió la Presidencia de Estados Unidos, los arrestos de migrantes por parte del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos (ICE, por sus siglas en inglés) aumentaron en 5 por ciento en dicha ciudad.

El MPI detalla que las detenciones del ICE en hogares y centros de trabajo de los migrantes se incrementaron 57 por ciento, mientras que a nivel nacional aumentó 55 por ciento.

Asimismo, los arrestos de ICE en Houston de migrantes por delitos que no tienen que ver con su estado migratorio representan el 86 por ciento del total de las detenciones en esa zona desde enero de 2017.

Contribución

En su informe, el Instituto de Política de Migración expone que en 2016 el 32 por ciento de la mano de obra en Houston correspondía a los migrantes, de ellos 10 por ciento era indocumentado.

Sin embargo, indica que tanto mexicanos como centroamericanos se han especializado en los esfuerzos de reconstrucción y limpieza después de que el huracán “Harvey” afectara la zona en agosto de 2017.

De acuerdo con una encuesta realizada a 361 trabajadores de la construcción las semanas siguientes al huracán categoría 4, 72 por ciento eran migrantes sin documentos, y de ellos, la mitad eran de México, Guatemala, Honduras y El Salvador.

La encuesta también reveló que la mayoría de estos migrantes sin documentos mexicanos y centroamericanos eran residentes de Houston por muchos años; 37 por ciento habían vivido en el área por más de 10 años y 29 por ciento de cinco a 10 años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here