Migrantes mexicanos que laboraron en Estados Unidos durante más de diez años y que estén en edad de jubilarse podrán acceder al programa de seguridad social del país vecino del norte, por lo que tendrán acceso a una pensión.

Debido a lo anterior, la embajada de Estados Unidos en México ofreció en Guerrero un taller de capacitación del 5 al 6 de abril para munícipes, enlaces y regidores de atención al migrante, con el fin de brindar información del programa de pensionados y se registró a los posibles candidatos.

El cónsul estadounidense de Beneficios Federales en México, Robert Barnett, indicó que los pensionados tienen acceso ese programa debido a los impuestos que pagaron durante su residencia en el país vecino del norte.

Es necesario que se cuente con comprobantes de sus ganancias obtenidas y su número de seguro social vigente.

Cabe mencionar que en Guerrero se registraron 972 pensionados, cifra que de acuerdo a Barnett es baja.

En México hay 88 mil 892 personas que cuentan con el perfil necesario para ser pensionados por parte del programa de seguridad social de Estados Unidos.